Arrendar oficinas, un negocio que ahora toma más tiempo.

El exceso de inventario y el auge del teletrabajo son algunas de las razones que hacen que estos espacios permanezcan vacíos varios meses, aseguran analistas del sector inmobiliario.

Arrendar oficinas, un negocio que ahora toma más tiempo.

 

Gabriel E. FlorezG.

En Twitter @GabrielFlorezG

Los dueños de oficinas en el país se están demorando más tiempo en arrendarlas, especialmente en Bogotá, que participa con cerca del 40 por ciento de lo que se produce en el territorio nacional.

El observatorio económico de la firma Sinnetic, que realizó una investigación sobre el tema,revelo que entre enero y septiembre de 2016 estos espacios han permanecido desocupados hasta un año por diversos factores, entre ellos, el aumento del teletrabajo.

A este aspecto,algunos analistas le suman la sobre oferta, ya que al existir más opciones para elegir muchas oficinas quedan sub utilizadas y sin alquilar.

Por ciudades, el informe confirmó que la vacancia en Bogotá (tiempo que permanecen vacías) fue de 12,1 meses frente a 8,7 meses entre enero y septiembre de este año, frente al mismo lapso del 2015, mientras que en Medellín y en Cali el alquiler se concretó más rápido, pero igualmente este año se incrementó el tiempo para negociarlas.

Según el director del observatorio, Gabriel Contreras, ante esta situación los inversionistas no tienen la certeza de que lograrán la expectativa de ingresos por renta prevista; esto, debido a que los predios permanecen sin ocupar más tiempo.

“Estos tiempos muertos implican pago de servicios, impuestos y gastos de mantenimiento que terminan siendo costos ocultos de la decisión de invertir cuando no se renta a tiempo el inmueble”, anotó el empresario, quien a esto le suma las cuotas bancarias en caso de que el predio se haya comprado con crédito.

Cambio en la tendencia

Contreras reiteró que, además del teletrabajo, el fenómeno podría estar relacionado con el auge de la digitalización. Lo anterior ha hecho que las compañías dependan menos de predios comerciales y estén migrando a las casas de sus empleados o a unas adoptadas para oficina, haciendo eficientes sus costos y retardando – aún más –los tiempos que los inversionistas duran en rentar sus espacios.

Para el gerente dela firma inmobiliaria Avacol, Manuel Alfonso Carrillo, si bien es cierto que el trabajo en casa ha disminuido la demanda de metros cuadrados corporativos, la razón más fuerte ha llegado por cuenta de la caída de la inversión en algunos sectores económicos, entre ellos el petrolero.

“En esto, el cálculo de constructores e inversionistas falló y por eso hay exceso de inventario”, explicó el empresario.

Rosario Rueda,vicepresidenta de la firma Donvela Investment, que tiene a su cargo un portafolio de proyectos corporativos, suma otras situaciones que se están presentando.

“Muchas compañías inmobiliarias están renegociando los arriendos para mantener a los inquilinos,dado que el lucro cesante de la vacancia tiene un costo muy alto para los dueños de los inmuebles.”

“Así, quienes compraron por inversión se han visto muy afectados, debido a que las proyecciones no se están cumpliendo y ahora buscan más eficacia en el uso del espacio”, anoto.

Algo para descartares que el reciente reporte de licencias de construcción del Dane reveló un incremento de 5.9 por ciento en el área aprobada para oficinas entre enero y agosto del 2016, frente al mismo periodo del 2015. Y sorprende porque fue el único uso que aumentó (ver gráfico).

En ese entorno vuelve y juega la alerta acerca de la sobre oferta. Al respecto, la presidenta de la Federación Colombiana de Lonjas de Propiedad Raíz, Fedelonjas, Maria Clara Luque, asegura que “ese exceso de inventario que se presentó en las grandes ciudades, especialmente en Bogotá, también genera oportunidades porque les ha permitido a los empresarios que tenían sus espacios en alquiler, evaluarla posibilidad de comprarlas a precios muy atractivos”.

Viviendas adaptadas para trabajar

El análisis de Sinnetic va más allá y explora otra tendencia en cuanto al arrendamiento de los predios destinados a oficinas: las casas adaptadas para ese uso. Al respecto,la compañía reveló el durante el 2015, a septiembre, este tipo de oferta tardó cerca de 6,8 meses en arrendarse en Bogotá, mientras que en el mismo lapso del2016 pasó a 9,6 meses. Por su parte, en Cali registró un incremento de 4,4 a 5,1 meses, y en Medellín, de 4,6 a 5,4 meses.

¿Cómo podemos ayudarte?